“El desarrollo humano se mide a través del crecimiento de su gente, familias más unidas, educación para todos, héroes públicos con los recursos necesarios. El Salvador necesita desarrollo humano, trabajar para que día más personas se sientan felices de vivir aquí”.